EN VIVO Streaming Radio

Misiones, Sociedad

Dante tiene 7 meses, padece atresia esofágica y necesita un tratamiento de 20 millones de pesos

16/06/21

Compartí en tus Redes

Dante tiene 7 meses, padece atresia esofágica y necesita un tratamiento de 20 millones de pesos para poder alimentarse por sus propios medios

Un bebé de 7 meses necesita de la solidaridad de los misioneros para conseguir un tratamiento que le permita llevar una vida normal. Dante tiene atresia esofágica e intestino corto, no puede alimentarse por sus propios medios y hace más de 10 días que está internado en la Unidad de Terapia Intensiva del Hospital de Pediatría de la ciudad de Posadas, con asistencia respiratoria. 

 

Romina Ledesma, es la mamá de Dante y hace meses que permanece internada junto a él en el Hospital de Pediatría de la ciudad de Posadas. Por los protocolos sanitarios que hoy rigen dentro del nosocomio  y por el cuadro de graves que presenta el bebé, no pueden salir al exterior y tampoco sus familiares pueden conocerlo. “Dante no conoce al resto de su familia ni a sus otros hermanos”, dijo su mamá.

 

Los días pasan y la enfermedad que padece Dante le va sacando las posibilidades de llevar una vida normal junto a su familia. Romina decidió apelar a la solidaridad de los misioneros para que la ayuden a recaudar más de 20 millones de pesos, ya que necesita realizar un tratamiento en el Hospital Italiano de Buenos Aires.

 

Para ayudar a Dante, comunicarse al teléfono de su mamá, 3751 33-1792. 

 

¿Qué es la atresia de esófago? 

 

La atresia esofágica es un defecto de nacimiento del esófago (tubo de deglución) que conecta la boca con el estómago. En los bebés que presentan atresia esofágica, el esófago tiene dos secciones separadas (el esófago superior y el esófago inferior) que no se conectan. Al tener este defecto, el bebé no puede pasar alimentos de la boca al estómago y a veces tiene dificultad para respirar.

 

“El esófago no estaba unido al estomago, se le hicieron varias cirugías para intentar reconstruir, cerraron el esófago y el estómago y le pusieron un botón gástrico para que se pueda alimentar. El intestino corto después de varias cirugías le quedó de 12 centímetros, cuando un intestino normal en un bebe es de 2 metros y medio, por lo cual no absorbe nada de alimentos y por eso no puede crecer. Se nutre por venas, hasta que se le pueda hacer un tratamiento a su intestino o un trasplante”, contó su mamá.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Los investigadores estiman que cada año la atresia esofágica afecta aproximadamente 1 de cada 4300 embarazos. Este defecto de nacimiento puede presentarse solo, pero con frecuencia ocurre con otros defectos de nacimiento.

 

La atresia esofágica con frecuencia se presenta con otro defecto de nacimiento llamado fístula traqueoesofágica, en el que una parte del esófago está conectada con la tráquea.

“Dante toma leche y se va sus vías respiratorias y se ahoga. Por eso no se puede alimentar, está solo con alimentación parenteral y esto puede dañar lo poco que le queda de intestino. Lo más urgente, es la fístula porque se ahoga constantemente con su jugo gástrico”, dijo Romina Ledesma.

 

El tratamiento que necesita Dante 

 

Una vez que la atresia esofágica se haya diagnosticado, es necesario hacer una operación para conectar los dos extremos del esófago y que el bebé pueda respirar y alimentarse adecuadamente.

 

Quizás sean necesarias varias operaciones y otros procedimientos o medicinas, especialmente si el esófago reparado se vuelve demasiado angosto para que los alimentos pasen a través de él; si los músculos del esófago no funcionan lo suficientemente bien como para mover la comida hacia el estómago; o si los alimentos digeridos regresan al esófago constantemente.

 

“Pedimos el traslado para el Hospital Ludovica de La Plata porque es un centro de intestinos y se puede tratar su enfermedad, ya que en el Hospital Garrahan  no nos aceptaron. Donde sí lo aceptaron fue en el Italiano pero al ser un hospital privado es un tratamiento costoso y largo. Solo para ingresar nos piden 20 millones de pesos y 5 millones por mes para estar internados y para el tratamientos”, contó su mamá, quien recurrió a la solidaridad para  conseguir este monto de dinero.

 

“Si no tenemos esa plata, tienen que volver a pedir el traslado al Ludovica y que se pueda cerrar la fístula, y con un tratamiento más corto se puede trasladar a alguno privado y no va a ser tan caro”, agregó.

 

Desesperada y junto a su pequeño, Romina pidió que la ayuden a conseguir el dinero o el traslado al hospital Ludovica. “En el Hospital de Pediatría hicieron todo lo posible, los cuidaron siempre pero no tiene los medios para tratar a Dante y necesita esa operación porque no puede comer y se ahoga todos los días”, expresó.

 

Compartí en tus Redes

Últimas noticias