EN VIVO Streaming Radio
banner

Policiales

En San Antonio detuvieron al acusado de balear a un policía después de un fallido asalto armado

25/03/22

Compartí en tus Redes

El sospechoso tiene 19 años y lo interceptaron en el paraje San Juan. Se había escapado a Brasil pero en los últimos días regresó. El uniformado se recupera de la lesión producto del balazo.

El pasado martes 18 de enero el agente de la Policía de Misiones, Agustín Gabriel Ruiz Villarruel (22), recibió un disparo de arma de fuego a la altura del hombro derecho cuando se encontraba tras los pasos de los autores de un asalto armado ocurrido horas antes en la localidad de San Antonio.

Esta mañana, poco más de dos meses después, fue detenido uno de los sindicados atacantes, de 19 años, a instancias de un operativo en el cual intervinieron integrantes del Comando Radioeléctrico y comisarías de San Antonio y Piñalito Norte de la Unidad Regional XII.

Fuentes policiales indicaron que a partir de los datos obtenidos en la zona concluyeron que el sospechoso se había escapado a Brasil inmediatamente después del hecho, por alguno de los tantos pasos ilegales que ofrece la frontera seca, pero en los últimos días volvió a esta provincia y se asentó en el paraje San Juan.

Fue así que esta madrugada los uniformados armaron un perímetro en una zona de monte y caminos terrados, sobre ruta nacional 101, y al momento de interceptar la marcha de un tractor que remolcaba un camión cargado con hojas de yerba mate -dijeron- identificaron al sujeto que buscaban y lo detuvieron.

Finalmente, el acusado fue alojado en el sector celdas de la comisaría de San Antonio, por disposición del juzgado interviniente. Se investiga su vinculación en los dos hechos graves.

El sospechoso estaba en el paraje San Juan, no muy lejos de donde habría cometido el raid delictivo.

El ataque sobre la ruta 101

El efectivo herido iba con el comisario Pablo Gónzalez, jefe de la división de Comando Radioeléctrico y actualmente a cargo de la comisaría local, quien se estaba movilizando en su vehículo particular en dirección a San Antonio.

En determinado momento los uniformados se cruzaron con una motocicleta con dos ocupantes que circulaban en sentido opuesto y, perspicaces, advirtieron que el vehículo y las características de los sujetos se ajustaban a la descripción de un comerciante que había sido víctima de un asalto armado horas antes.

Fue entonces que iniciaron un seguimiento del vehículo, quien transitó por varios kilómetros hasta que se detuvo en la banquina, justo en la intersección con una calle de tierra. Los efectivos se detuvieron y, en el momento que estaban bajando del coche, escucharon dos detonaciones de arma de fuego.

Rápidamente el agente advirtió que estaba herido, por lo que ambos se subieron nuevamente al vehículo y se trasladaron en principio hasta el Hospital de San Antonio. Allí se determinó que estaba fuera de peligro y se hicieron las primeras curaciones, pero de todas formas se lo derivó a Eldorado para estudios complementarios.

El asalto al comerciante

El asalto por el cual fueron señalados los motociclistas ocurrió cerca de las 12.30 de ese mismo día, sobre la avenida Vuelta de Obligado de la localidad al Norte de la provincia. Se trata de un local tipo estación de servicio que al momento del atraco estaba siendo atendido por su dueño.

El denunciante expresó que una motocicleta muy deteriorada con dos ocupantes llegó al lugar y él, al verlos, salió para recibirlos. Sin embargo, sus intenciones no eran cargar combustible ni comprar nada, ya que de forma imprevista uno sacó un arma de fuego.

«Esto es un asalto, esto es un asalto», anunció el delincuente en varias oportunidades. Sin embargo, el comerciante no se inmutó y se abalanzó sobre el desconocido armado, empujándolo fuertemente, consta en los detalles de la denuncia. El dúo subió otra vez a la motocicleta y huyó a toda velocidad.

Se estableció luego que el rodado, que tenía colocado una chapa con un dominio argentino, había sido robada en la localidad brasileña de Santo Antonio.

Desde entonces la URXII encaró una investigación relacionada a los dos hechos que recién hoy tuvo un primer paso positivo en razón de la detención del supuesto autor de los disparos que hirieron al efectivo.

Resta identificar al otro sospechoso, que al igual que éste, deberá rendir cuentas en la justicia. Interviene en esta causa el Juez de Instrucción Tres de Puerto Iguazú, Martín Brites.

Fuente, El territorio

Compartí en tus Redes

Últimas noticias