EN VIVO Streaming Radio

Nacionales

Llevaban 216 loros “habladores” en el baúl del auto, pusieron alto el estéreo cuando los paró Gendarmería e igual los descubrieron

12/01/22

Compartí en tus Redes

Fue en un control vial en Santiago del Estero. Ambos ocupantes del coche despertaron sospechas porque no querían bajar el volumen. Cuando lo hicieron, se escucharon las aves.

Al detener un auto en un operativo de rutina, los gendarmes notaron una conducta sospechosa en sus dos ocupantes: mantenían el volumen alto del estéreo mientras contestaban las preguntas de rigor. Así fue que decidieron profundizar el control y encontraron en el baúl del coche 216 loros «habladores» que eran transportados de contrabando.

Ocurrió sobre la Ruta Nacional 34 a la altura de la ciudad de Pinto, en Santiago del Estero.

Cerca del mediodía del domingo último y con una temperatura que superaba los 30°, integrantes de la Sección Seguridad Vial dependientes del Escuadrón 59 de Gendarmería Nacional pararon un Renault Fluence.

Ambos ocupantes del auto se mostraron tensos y evasivos cuando los gendarmes les solicitaron tanto la documentación personal como la del auto, al tiempo que se negaban a bajar el volumen del estéreo.

Cuando finalmente se vieron obligados a acceder a este último pedido, los agentes empezaron a escuchar ruidos que salían del baúl y ordenaron que lo abrieran.

Allí hallaron suelta una gran cantidad de loros «habladores», de la especie amazonas aestiva, lo que representaba una infracción a la Ley 4.802 de conservación de la fauna silvestre.

El conductor del auto y su acompañante (cuyas identidades no trascendieron) declararon que viajaban desde Pampa de los Guanacos, en Santiago del Estero, con destino a la ciudad santafesina de San Lorenzo.

Intervino la fiscalía de turno de la localidad de Añatuya, que dejó en libertad a los acusados pero «supeditados a la causa», al tiempo que dispuso el secuestro de las aves.

Los gendarmes contaron un total de 216 loros adentro del baúl y los separaron en cajas para transportarlos al destacamento forestal de «Ojo de Agua», donde fueron entregados al personal de Fauna y Bosques provincial.

En el marco del contrabando de animales silvestres, el de los loros «habladores» registra varios antecedentes.

En diciembre último, Gendarmería encontró 210 loros enjaulados en el baúl de un Renault 19, en un camino alternativo a la Ruta Nacional 9, en Córdoba.

En diciembre de 2019, en tanto, la Policía de Santiago del Estero incautó 50 pichones de la misma especie durante un control en la Ruta Provincial 92, en la ciudad de Campo Gallo. Eran transportados en dos cajas de cartón, adentro de una camioneta Toyota Hilux.

clarin

Compartí en tus Redes

Últimas noticias