Coronavirus, Educación

Regreso a clases: la vuelta a la presencialidad contará con un operativo epidemiológico especial en Misiones

01/03/21

Con el énfasis en la protección de las personas que forman parte del sistema educativo, la provincia de Misiones elaboró el protocolo de vuelta a la presencialidad a partir de un comité epidemiológico que estuvo compuesto por especialistas de salud y de estrategias pedagógicas.

Durante la Semana Federal, los educadores trabajaron la aplicación por instituciones, teniendo en cuenta la distribución edilicia, cantidad de estudiantes y la manera en que se pueda fortalecer el vínculo educativo con el cuidado de todos.

La vuelta a la presencialidad, tras un año de trabajo en entornos virtuales, tendrá en Misiones un operativo epidemiológico especial, que mostró óptimos resultados en las pruebas pilotos realizadas por nivel, durante la última semana. A ello se suma, el espacio de construcción colectiva en la que fueron parte todos los educadores misioneros, desde sus instituciones escolares, para trabajar la aplicación.

El Ciclo Lectivo 2021 se desarrollará sobre 3 modelos de escolarización que ponen a la presencialidad en la escuela como eje: presencial, propiamente dicho, no presencial y combinado. El año pasado signado por la no presencialidad dejó una serie de estrategias y fortalezas sobre las cuales se rectifican y consolidan modelos pedagógicos. En el plano sanitario, Misiones probó una estrategia epidemiológica especial, que mostró óptimos resultados en las pruebas pilotos realizadas por nivel, durante la última semana. A ello se suma, el espacio de formación colectiva y en servicio, en la que fueron parte todos los educadores misioneros, desde sus instituciones escolares, para trabajar estos marcos.

Ante la diversidad de situaciones que conforman el sistema educativo provincial, con sus 2.500 unidades de servicio, el protocolo se define en 2 componentes y 4 dimensiones:  eje1: dimensiones sanitarias – epidemiológicas; eje 2: dimensiones pedagógicas y didácticas. Este marco permite a cada escuela, adaptar los procedimientos a las singularidades de su realidad. Las dimensiones mencionadas se organizan en cuanto a agrupamientos, tiempos y espacios de cada escuela. De esta forma se “concretiza” la normativa en prácticas seguras.  Además, se cuenta con un monitoreo activo y diario de los especialistas en epidemiología que serán los que marquen las pautas progresivas dependiendo la evolución de la enfermedad en los límites provinciales.

Con respecto a los protocolos propiamente dichos, desde educación se trabajó con los docentes en esta semana federal en el uso correcto del tapabocas o barbijo; higiene frecuente de las manos; modelo de organización escolar presencial, no presencial y combinado; resguardo de la presencialidad  del 50% sobre el total de carga horaria de trabajo de todos los estudiantes del sistema educativo; organización de la jornada escolar respetando los turnos, según ingreso, recreos, egreso, de forma escalonada; y planificación colaborativa entre docentes + unidad pedagógica + revinculación e intensificación de la enseñanza.

Últimas noticias