EN VIVO Streaming Radio
banner

Policiales, Puerto Iguazú

A días del crimen de Catriel Urizar serán indagados los dos detenidos por el hecho ocurrido en Puerto Iguazú

31/03/22

Compartí en tus Redes

Dos días pasaron de la conmoción que sufrió Puerto Iguazú por el crimen del comerciante que salió a entregar un pedido pero que nunca volvió. Catriel Urizar (30) recibió un balazo en el pecho y falleció desangrado en su camioneta. Hoy serán indagados los dos detenidos por el hecho ocurrido el lunes en Puerto Iguazú.

El personal policial que acudió al lugar incautó del vehículo un arma de plástico, dos celulares, un poco más de 3.000 pesos, una caja con “hamburpizzas”, además de una nota con el nombre y la dirección del cliente a quien llevaba el pedido.

En cuanto a los elementos secuestrados, el personal de la Saic (Secretaría de Apoyo para Investigaciones Complejas) realizará las pericias técnicas sobre los dispositivos telefónicos que se incautaron de la escena.

Asimismo, los efectivos de la Unidad Regional V, cerca del mediodía del martes, detuvieron a dos sospechosos que se encuentran a disposición del Juzgado de Instrucción Tres.

Según fuentes ligadas al caso, durante la jornada de hoy los dos implicados serán trasladados al Juzgado para ser indagados. Los detenidos son dos jóvenes de 18 años, identificados como Catalino P. y Anderson Alfredo A.

Por su parte, en la mañana de ayer,  una multitud despidió a Catriel en el cementerio local.

Escena y pesquisas

La escena del crimen fue vista por vecinos del lugar que lo hallaron dentro del vehículo luego de escuchar el estruendo del disparo. Cuando salieron a ver, dos sujetos huían de la escena luego de bajarse de la Toyota Hilux manejada por la víctima.

Según detallaron fuentes intervinientes en el caso, el hecho se registró cerca de las 23.30 del lunes. Efectivos de la Comisaría Cuarta local recibieron un llamado de alerta por lo que hasta ese momento era un robo.

La comisión llegó al lugar, en una calle sin nombre ni numeración, y se topó con el cadáver dentro de la camioneta. El emprendedor gastronómico yacía muerto en el asiento del conductor con un disparo en el pecho.

Se pidieron refuerzos y en el lugar también se hicieron presente el juez Brites y sus colaboradores.

El magistrado siguió de cerca las labores de la División de Criminalística y Policía Científica.

El médico policial determinó que Urizar tenía “un orificio de entrada de proyectil en la cara lateral derecha del tórax”. El cuerpo fue trasladado a autopsia, que se realizó en horas de la tarde del martes.

Los resultados preliminares del Cuerpo Médico Forense indican que el proyectil atravesó un pulmón y el bazo, por lo que murió desangrado. El plomo extraído, se dijo, es de un calibre entre 32 y 38.

Por su parte, investigadores de la Dirección de Homicidios, Brigada de Investigaciones y comisarías locales llegaron a los sospechosos mediante filmaciones y relevamiento de declaraciones testimoniales.

El primero en caer fue Catalino, con domicilio en el mismo barrio donde ocurrió el hecho. Tenía un pedido de detención por amenazas calificadas.

Los testimonios indican que tiene antecedentes por robo en Brasil y se lo relaciona a un asalto a un taxista días atrás, además de estar involucrado en venta de armas.

Fue el primero en ser señalado por distintas voces y sobre él recaen las sospechas de ser quien disparó el arma. Luego de su detención, en horas de la mañana del martes, se procedió a allanar su casa, donde fueron hallados elementos de mucho peso en su contra.

Había en el lugar un revólver calibre 38, que podría ser el arma homicida, con una vaina servida y un cartucho. También una mochila que no le pertenecía, pero que en su interior tenía documentos – un currículum vitae – que llevó a los pesquisas al segundo implicado.

Anderson, dijeron las fuentes, se entregó en horas de la tarde junto a su padre y quedó detenido. La Justicia ordenó allanamientos en la morada de ambos, los cuales se realizaron durante la noche del martes.

Por otra parte, en un basural ubicado a unos 100 metros de la casa de Catalino se hallaron prendas de vestir que serían las utilizadas por los asesinos al momento de cometer el hecho.

Hipótesis preliminares

Debido a que los asesinos no se llevaron nada, una vez conocido el hecho se empezaron a tejer especulaciones e hipótesis de un ajuste de cuentas como móvil del crimen. Sin embargo, esto perdió mucha fuerza ante todo lo recolectado.

Si bien nada se puede descartar, lo que trazaron los investigadores indica que la intención de los delincuentes era robar a la víctima, pero cuando estuvieron dentro del auto y vieron que Urizar sacó su réplica de arma todo se salió de control.

Creen que la “inexperiencia” de los jóvenes delincuentes les jugó una mala pasada y terminó con el lamentable saldo de una persona asesinada.

El dúo de asaltantes, según el testimonio de una persona que llegó rápido al lugar, huyó a pie, otro signo de la poca planificación. Resta determinar si la víctima fue citada en el lugar por los criminales o si fue un ataque al voleo, aunque la primera opción es la más potable. En este sentido, el personal de la SAIC realizará las pericias de rigor.

Con el resultado de las diligencias que se realizaron el martes por la noche las autoridades judiciales determinaron que durante la jornada de hoy los detenidos serán citados a declarar.

Compartí en tus Redes

Últimas noticias